Fotomurales según categorías - Caballos

Fotomural caballo blanco

Fotomural caballo blanco

Un elegante fotomural con un caballo blanco es una ideal proposición para un salón clásico – le proporcionará encanto y claridad a la habitación.
Fotomural caballos de colores

Fotomural caballos de colores

Un fotomural con caballos de colores queda perfectamente en la habitación de los niños, proporcionándole colorido y figuras.
65 fotomurales
Fotomural caballos árabes

Fotomural caballos árabes

Un fotomural con caballos árabes de cerca es una decoración universal para una habitación, además quedará bien casi en cada estilo.
Fotomural caballo con subtítulos

Fotomural caballo con subtítulos

Un fotomural con un motivo gráfico de un caballo, encaja perfectamente en un dormitorio donde desde por la mañana se da energía para empezar a funcionar.
Fotomural caballos al galope

Fotomural caballos al galope

Unas siluetas de caballos galopando plasmadas sobre un fotomural proporcionarán una dinámica decoración, introduciendo un elegante y clásico aspecto a la habitación.
Fotomural caballo para salón

Fotomural caballo para salón

Un climático fotomural con caballos difuminados y colores cálidos proporcionan a la habitación tranquilidad y una atmósfera romántica.
Fotomural caballo paisaje de invierno

Fotomural caballo paisaje de invierno

Si os gustan espacios claro, podéis buscar fotomurales con un caballo blanco sobre un fondo nevado. Queda muy bien en salones minimalistas y con una tonalidad suave.
Fotomural tres caballos

Fotomural tres caballos

Un fotomural con la silueta de tres caballos yendo al galope es una moderna proposición para todos los amantes de motivos realistas para la pared.
Fotomural caballo blanco y negro

Fotomural caballo blanco y negro

Un fotomural con un motivo gráfico de un caballo blanco y negro es una buena idea para amenizar la decoración de madera de la escalera del piso.
Fotomural en blanco y negro caballo

Fotomural en blanco y negro caballo

¡Un interior monocromático no tiene que ser aburrido! Gracias al uso de un fotomural en blanco y negro con un caballo, la habitación consigue tener un carácter especial.

 

Fotomurales caballos: Una decoración de interiores clásica

Los caballos siempre se relacionan con la libertad, la sabiduría y lo majestuoso. Unos nobles y refinados caballos colocados sobre la pared – cambiarán totalmente el aspecto de esta. Un motivo con animales como los murales de caballos, son recomendamos en decoraciones tanto clásicas como en espacios donde se tienen detalles  relacionados con el mundo de la naturaleza o adornos de interiores acabados con materiales naturales. Gracias a esto, expones un estilo. Igualmente puedes utilizar  un mural elegante de caballos para conseguir tener un salón más exclusivo con esta decoración, como también darle a un comedor tradicional un carácter fantástico. Unos corceles blancos quedarán perfectamente bien sobre un fondo claro y unos modernos sillones. Los murales de caballos sacan la belleza de los acentos de cristal y los detalles con plumas, como por ejemplo los cojines o alfombras. Una fotografía en blanco y negro, con total seguridad se adaptará bien en un salón donde la base es madera en cada una de sus partes – Esta emotiva decoración crea en nuestro espacio interior un clima especial y único. Un fotomural de caballos confirma una decoración con gusto en la que predominan especiales y elegantes adornos, también añade a un dormitorio  tradicional y armonizado un aspecto más expresivo.

Un motivo con caballos en una decoración rústica

Los murales con caballos quedan muy bien en espacios interiores decorados con un estilo rústico. Una decoración de pared con un efectivo motivo con animales, embellecerá tu  salón campestre y expondrá más los diferentes adornos que lo componen,  ya sean flores como elementos terminados con materiales naturales. Los murales de caballos quedarán perfectamente bien en espacios donde se utilice piedra, madera, ladrillo o arenisca.  Esta decoración resaltará aún más el utilizado estilo rústico pero le proporcionará un aspecto más acogedor. Un fotomural con un caballo consigue dar al espacio interior un exclusivo ambiente. Este – proporcionará un  perfecto descanso para el hogar. Un acento fotográfico con total seguridad lo puedes colocar entre detalles de madera, adornos blancos y muebles con estilo – junto con su utilización proporcionarás a tu espacio interior un aspecto de cuento y una decoración fantástica. Los murales con caballos frisón sobre un fondo natural reavivan un rústico espacio interior y le añaden claridad. Además, si son caballos blancos darán una decoración  más sutil a la habitación – proporcionando una mayor armonía y delicadeza.

Mural de caballo para la pared en un estilo romántico

Una decoración de pared con un caballo será un perfecto adorno para un romántico espacio interior – introducirá al lugar finura, nostalgia y encanto. Un fotomural con un caballo blanco ayuda a exponer mejor los emotivos  y sutiles detalles – flores de diseño, acentos claros, ligeros y delicados tejidos. Una fotografía en blanco y negro de un paisaje con caballos, con total seguridad, quedará bien en una habitación donde la base tiene colores clásicos y armonizados – beige, blanco nieve, crema u otro del mismo estilo. Los caballos quedarán muy bien junto al conjunto de muebles, esculturas y adornos añadidos – lámpara con calados o de cristal en un espacio interior con un tono ecológico.

Mural de caballos para el dormitorio de niños

En la colección de nuestra tienda online encontrarás no solo caballos, sino mágicas figuras – Pegaso, un unicornio o caballos con alas. La decoración de la pared con un motivo mágico y de cuento, con toda seguridad puedes adaptarlo en el dormitorio de tu niños. La pared, al utilizar una fotografía clara conseguirá obtener un aspecto maravilloso y un carácter de cuento. Los coloridos murales de caballos para niños y las misteriosas imágenes, fomentarán nuevas diversiones y juegos creativos. Un gráfico acento queda perfectamente bien en la habitación de los niños – despierta la imaginación y la curiosidad del mundo de los más pequeños.